Del me gusta al te compro hay un trecho - transformar en ventas los me gusta

Del me gusta al te compro hay un trecho

Me parece increíble que algunos clientes se sorprendan de la distancia que hay del me gusta al te compro. Las redes sociales son una buena forma para mostrar lo que hacemos, pero no podemos vivir de los me gusta sino que necesitamos vender.

Obsesionarse con obtener reconocimiento en las redes no tiene sentido si no somos capaces de convertir a los usuarios que le dan a me gusta en clientes. Y aquí es dónde mi sorpresa es mayúscula cuando sorprendidos me pregunta ¿y por qué le dan a me gusta si no piensan en comprarme?

Por qué mentimos en las encuestas

Ay, ay… alguno de vosotros se ha planteado por qué mentimos en las encuestas. Yo llevo muchos años pensando que cuando contestamos una encuesta pasamos a una realidad alternativa, esa en la que nos gustaría estar, por lo que no respondemos desde nuestra posición real.

Y si no, pensemos en la pregunta de si comemos cinco frutas y verduras al día. La cantidad de gente que responde que si y todavía no ha llegado el día en que lo cumpla.

El dar a me gusta es muy similar a contestar a una encuesta y por eso, los me gusta los reparto entre marcas a las que potencialmente compraría en mi realidad alternativa perfecta.

Del me gusta al te compro - Dos realidades alternativas como mirar o comprar en las tiendas físicas

Del me gusta al te compro – Dos realidades alternativas como mirar o comprar en las tiendas físicas

La persona que querría ser

Esa persona que querría ser estaría interesada en comprar o utilizar todos esos productos y servicios a los que he bendecido con un me gusta.

La persona que querría ser, da al me gusta

La persona que soy

La persona que soy se enfrenta a otra realidad distinta y de momento, la compra no es el siguiente estadio en el que va a encontrarse, quedan todavía muchos escalones que subir o, depende de otras circunstancias que no controlo directamente.

La persona que soy, no compra

El camino del me gusta al te compro

Tenemos que ser conscientes de cuan largo va a resultar ese camino del me gusta al te compro y cómo podemos acelerarlo:

  • Dirigiéndonos al segmento de público más proclive a la compra.
  • Creando productos y servicios más cercanos a las necesidades reales de nuestro clientes.
  • Creando expectativas de experiencia de cliente que aceleren la compra.
  • Buscando crear una comunidad que hable por nosotros.
Del me gusta al te compro - hay que hacer un test de mercado para ver si va a haber ventas suficientes

Del me gusta al te compro – hay que hacer un test de mercado como los hermanos Roca en el restaurante de sus padres

La prueba de mercado es el camino más directo del me gusta al te compro

Por eso es fundamental no basar la viabilidad de un proyecto empresarial en que tiene muchos me gusta en las redes, sino en las ventas esperadas desde el primer día.

Y mejor todavía, tenemos que hacer una prueba de mercado. Da miedo ¿verdad?

Soñar es fantástico, pero no podemos vivir de los me gusta.


 

Guardar

Guardar

Guardar